Yoan Capote, Open Mind/Mente abierta, 2008
Cortesía de la Colección Farber

Febrero comienza, y es un buen momento para pensar qué puede ofrecer el arte cubano en el presente año. Con este propósito en mente, hemos realizado una mesa redonda de expertos para compartir sus apreciaciones.

Ofreceremos los resultados en tres partes: dos conversaciones y un intercambio. Nuestros participante son Marysol Nieves, vicepresidente y especialista de Arte Latinoamericano en Christie´s Nueva York; Margarita González Lorente, subdirectora del Centro Wifredo Lam de La Habana, quienes organizan la Bienal; Robert Borlenghi, presidente de Panamerican Art Projects, Miami; Corina Matamoros, curadora de arte contemporáneo del Museo Nacional de Bellas Artes; Elvis Fuentes, curador de Caribbean; Crossroads of the World; Howard Farber, coleccionista de arte cubano y co-fundador de la Fundación Farber, el patrocinador del sitio web Cuban Art News.

¿En general, como ve la proyección del arte cubano para el 2013?

Marysol Nieves, vice-presidente y especialista de Arte Latinoamericano, Christie’s New York:

Creo que, si bien el arte vanguardista cubano será siempre un elemento básico de las subastas de arte en América Latina, es muy emocionante ver el creciente interés en obras de artistas de la década de 1950 y 60, que pasaron de la figuración a explorar aspectos de la abstracción, como Carmen Herrera, Loló Soldevilla y Sandú Darié, así como Mario Carreño que en la década de 1940 fue un destacado miembro de la Vanguardia, y más tarde también experimentó con la abstracción biomórfica y geométrica.

Robert Borlenghi, presidente de Pan American Art Projects
Foto by Fernanda Torcida

Robert Borlenghi, presidente de Pan American Art Projects, Miami:

La tendencia que espero fortalecer es la del arte conceptual. En esta categoría tenemos nombres muy importantes como Tania Bruguera, José Toirac, Ricardo Brey, Yoan Capote, y Alexandre Arrechea. Pienso que ellos obtendrán mayor reconocimiento internacional.

Una de las tendencias en el campo de las artes visuales que probablemente continúe en el 2013 (aunque no espero que continúe por mucho tiempo) gira en torno al movimiento geométrico en el arte latinoamericano. Importantes obras de Sandu Darié y Loló Soldevilla serán muy buscadas, mientras que otros miembros, secundarios del movimiento (Salvador Corratgé, Pedro de Oraá) serán «redescubiertos».

En cuanto a la tendencia emergente, creo que puede ser una forma de regresar a la verdadera pintura, tenemos unos cuantos «pintores» jóvenes, y luego está Ernesto Estévez, el mejor paisajista de la isla, que demora de 2 a 3 meses en cada cuadro, y actualmente está preparando para mí una serie de virtuosos paisajes nocturnos.

Margarita González Lorente, subdirectora, Centro Wifredo Lam, La Habana:

En estos momentos observo una proyección del arte cubano a nivel nacional e internacional, muy a tono con las circunstancias actuales. En nuestro medio se sigue desarrollando un arte activo, problemático y coherente con el momento histórico. Creo que hay una gran cantidad de opciones para todos, arte conceptual, arte abstracto, figuración, en fin, se mantiene un poco el abanico de propuestas de hace algunos años.

Sobre nuevas tendencias, no he percibido nada nuevo hasta ahora. Observo muchos artistas trabajando lo que se ha dado en llamar nuevos medios, que no son tan nuevos, por su aproximación al video, las filmaciones, el arte de interacción con el público, las redes, la computación y la tecnología.

Howard Farber, Coleccionista, co-fundador de la Fundación Howard y Patricia Farber

Howard Farber, Coleccionista, co-fundador de la Fundación Howard y Patricia Farber, el patrocinador del sitio web Cuban Art News:

El reconocimiento es, en mi opinión, el aspecto más importante para el 2013. El éxito de cada exposición depende de su reconocimiento. El mercado del arte cubano ha estado creciendo lenta y constantemente. Creo que es la mejor manera de hacer crecer un mercado serio y duradero. Un aspecto que me gustaría ver es a las grandes casas subastadoras de arte ofrecer seminarios de arte cubano a sus clientes. Ello ayudaría inmensamente a crear más reconocimiento del mismo.

Elvis Fuentes, curador:

Creo que el evento de mayor importancia no es artístico. Definitivamente, las nuevas políticas de inmigración tendrán un gran impacto en la comunidad artística cubana. Cuba todavía atrae gente de todo el mundo y está de moda, como un rara avis del período de la
Guerra Fría. De cierta forma nos hemos quedado atrapados en el siglo XX. La posibilidad de que los artistas viajen por su cuenta incrementará la visibilidad del arte cubano exponencialmente.

También hay que ver la respuesta de los diferentes paisesa este fenómeno. Por ejemplo, Ecuador acaba de bloquear la migración de los cubanos allí. En las últimas décadas, este pais había recibido un contante flujo de artistas y profesionales del arte que ha tenido un
gran impacto en la escena del arte ecuatoriano. Eso probablemente cambie ahora.

Tendremos que esperar, para ver cómo países como México y Canadá manejarán el flujo de cubanos que traten de emigrar a sus territorios, para cruzar la frontera hacia los Estados Unidos. Hasta ahora ambos paises han sido bastante abiertos a que los artistas
cubanos realizen proyectos y desarrollen sus carreras allí, pero ?cómo pudieran distinguir entre artistas que van a hacer un proyecto y personas comunes, tratando de emigrar a los Estados Unidos?

¿Como podría describir la posición del arte cubano dentro del arte internacional hoy?

Marysol Nieves, Christie’s:

El «mercado del arte cubano» es un término bastante amplio, ya que abarca todo, desde lo moderno hasta el presente. Dicho esto, creo que hay una serie de artistas cubanos con gran prestigio en el mercado internacional, como Wifredo Lam, que es una figura importante en el desarrollo del arte moderno y cuya carrera se desarrolló en gran medida fuera de Cuba.

José Bedia, Sueño de la infancia, 1983
Cortesía de la Colección Farber

Más recientemente, los artistas de la generación de la década de 1980 han realizado importantes contribuciones en el ámbito internacional contemporáneo, hablo de José Bedia, Tomás Sánchez, Kcho, Carlos Garaicoa, Los Carpinteros, Tania Bruguera, etc.  No comparto la opinión de que las relaciones entre Cuba y Estados Unidos sean un obstáculo para el mercado del arte cubano. Creo que el mayor desafío que tienen las obras de la época vanguardista radica en temas de autenticidad.

Robert Borlenghi, Pan American Art Projects:

El arte cubano ha estado en desventaja por más de 50 años a causa del aislamiento del país y sus artistas con el resto del mundo. El arte que se desarrolló, dentro de los límites de lo permitido por el régimen en el poder, fue «provincial:» es decir, giraba en torno a algunos temas centrales «locales» como la influencia religiosa indígena (Santería), comentarios políticos, sobre todo durante “el periodo especial”; cuestiones específicas de la migración en el contexto insular, y el paisaje cubano. El arte contemporáneo cubano fue aceptado debido a la novedad y la frescura de sus temas en el contexto artístico internacional.

Ahora bien, estos temas ya están agotados, y el futuro del arte contemporáneo cubano depende de la capacidad de los artistas para ofrecer ideas frescas sobre estos temas, o temas nuevos con un atractivo más universal. Les traigo como ejemplo de evolución exitosa el trabajo de Abel Barroso, quien ha reinterpretado la migración sobre la base de la tensión mundial entre los «ricos» del primer mundo y los «pobres» del tercer mundo. La obra abstracta más reciente de Roberto Diago Jr. también está tratando de encontrar una imaginería más general.

Corina Matamoros, curadora del arte contemporáneo, el Museo Nacional de Bellas Artes, La Habana:

No tengo maneras de acceder a informaciones globales que me permitan tener opiniones objetivas al respecto. Solo veo hechos, fragmentos, y estos me dan impresiones aisladas. Muchos artistas de primer nivel, con quienes trabajo mayormente, tienen sus exposiciones y promociones a través de las galerías extranjeras que los representan y ese arte muchas veces no es visto en Cuba; ni siquiera por catálogos. Otra gran cantidad de artistas tratan de abrirse paso en espacios menos relevantes, galerías comerciales y eventos de todo tipo y en ocasiones no conocemos el impacto real de sus acciones.

Elvis Fuentes, curador:

Cuba tiene una buena posición, pero no hay dudas de que otras areas de América Latina están ganando visibilidad en estos momentos. Las buenas noticias son que el interés en la región también está creciendo, especialmente en los Estados Unidos.

En la semana que viene: Artistas, el Mercado de arte y eventos futuros.